El marciano – Andy Weir

¿Que pasaría si los humanos llegamos a Marte y uno de ellos se ve obligado a sobrevivir en el planeta rojo durante un largo período de tiempo? Andy Weir coge la idea de Náufrago pero bajo una capa de divulgación científica en El Marciano.

El astronauta Mark Watney se convierte por accidente en el primer colono de Marte. La tripulación de la nave en que viajaba se ve obligada a evacuar el planeta a causa de una tormenta de polvo, dejando atrás a Mark tras darlo por muerto. Pero él está vivo, y atrapado a millones de kilómetros de cualquier ser humano, sin posibilidad de enviar señales a la Tierra. Este es el punto de partida de El Marciano, en el que a modo de bitácora, iremos viendo de forma desgranada la historia de supervivencia (o no) de Watney en Marte mientras en la Tierra se movilizan para salvarlo. Recuerda a otras novelas o películas similares como Náufrago ( Robert Zemeckis, 2000) o Relato de un náufrago (Gabriel García Márquez, 1970) por el relato de supervivencia de un hombre en circunstancias extremas, aunque en este caso alejando el foco del componente humano y centrandólo en la explicación científica y detallada de cómo sobrevivir en Marte.

“ Los peores momentos de la vida son anunciados por pequeños detalles que observamos: el bultito en el costado que antes no tenías; llegar a casa para estar con tu mujer y ver dos copas de vino en el fregadero; cada vez que escuchas “interrumpimos este programa”…”

Afortunadamente, Weir es consciente que ser demasiado técnico y centrarse en las explicaciones científicas, de cómo Watney se las ingenia para intentar sobrevivir en Marte, puede ahuyentar al lector medio. El protagonista no sólo es un cerebrito, sino que además es divertido. O lo intenta. Tiene un sentido del humor algo ramplón pero ayuda a rebajar el tono de la novela, algo cargante por su intención divulgativa, que la condiciona en dos aspectos: por un lado es el principal atractivo de la novela y también su mayor barrera de entrada debido a que en ocasiones el componente científico se hace algo farragoso. El autor consciente de ello, arma tramas secundarias e introduce nuevos personajes, pero no es su fuerte. Al menos de momento; no deja de ser su primera novela, otorguemosle el beneficio de la duda para futuras obras suyas.

Se ha señalado a El Marciano como una de las novelas clave de ciencia ficción de los últimos años, incluso de la categoría de la hard scifi, la ciencia ficción más dura en cuanto a tecnicismos y especulación científica. Nada más lejos de la realidad; poca ciencia ficción y mucha ciencia ‘real’ tiene el debut literario de Andy Weir. Al margen del aspecto científico, es una novela más que correcta.

Andy Weir: El marciano, 2011, Ediciones B, 408 págs.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *